Un viaje a través de seis esculturas

D51742Bp.jpg

La Fundación de los Ferrocarriles de España presenta la muestra “Un viaje, origen y destino en el tren”, en la que seis artistas visuales han recreado la idea de viaje en una pieza escultórica. La exposición se exhibe hasta el 7 de marzo en el Palacio Fernan Núñez (Madrid)

El viaje es un concepto que para muchos artistas supone una excitación a su potencial creativo y a su capacidad de imaginación; quizás por ello la elección de las seis esculturas que se exponen han resuelto tan bien la proposición de esta exposición: “un viaje, origen y destino en el tren”.

La selección tanto de las piezas como de sus correspondientes autores ha sido obra de José Luis Cian. Todos los artistas coinciden en tener una amplia trayectoria en el mundo del arte y en trabajar un lenguaje plástico que representa las corrientes de  la escultura contemporánea. Para cada escultura, monumental y en su mayor parte abstracta, los creadores han recurrido a multitud de materiales como el hierro, la plata o la madera, pero también a la fotografía y el vídeo para dotar a su pieza de movimiento. No solo se trata de exhibir una pieza estática, sino de llegar al público y estimular su fantasía.

En el caso de la pareja de escultores, Czili y Diego Canogar,  titulan sus respectivas piezas Rocas y La escritura férrea, como metáforas de los caminos que recorre  el ferrocarril a lo largo de la geografía española. Czili traza un mapa como si de una  red o maraña de vías se tratase; mientras que Canogar centra su mirada en la geomorfología, entre la que destaca las gargantas y  los macizos, por las que pasan las vías y los túneles de los trenes.

RocaRocas, de Diego Canogar.s, de Diego Canogar.

Rocas, de Diego Canogar.

Sin embargo, José Luis Romero y Raúl Romanillos han elegido  conceptos concretos como el origen y el destino, en el caso del primero, y el hombre  mecánico, en el caso del segundo. Con su escultura, Un viaje por el cosmos, Romero ha creado planetas diferentes que de alguna manera se entrelazan en el origen o destino de un viaje, perfectamente aplicable a la vida de dos personas que toman un tren. Por otra parte Raúl Romanillo reflexiona en su obra, El ojo, sobre la capacidad del hombre  y los avances de la mecánica y la tecnología, que ha conseguido la modernidad con la que convivimos hoy en día.

Por último, las piezas, Viaje cúbico de  Zvonimir Kremenic y Viaje en tren al fondo del mar de David González, presentan dos viajes  por mundos fantásticos, fruto de la imaginación de ambos artistas. Aunque en el primer caso se trate de la recreación de dos universos cúbicos, y en el segundo de una inversión bajo el mar, la idea del viaje paralelo e introspectivo que hace una persona durante su recorrido en tren está presenta en las dos piezas.

Para más información consultar las siguientes páginas web:

www.ffe.es/cultura/viaje_origenydestino.htm

www.czili.es

www.diegocanogar.com

joseluisromeropinturayescultura.blogspot.com

http://www.zvonimir.net

esculturas-David.blogspot.com.es

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

scroll to top