La etapa parisina de Joan Cardona

abrir-dos.jpg

Para celebrar el ciento cuarenta aniversario del nacimiento de este artista catalán, la galería de arte Gothsland de Barcelona acoge una exposición, con más de 25 obras creadas entre 1898-1909, que reflexiona sobre su estancia en París y la influencia que tuvo en el trabajo de este gran dibujante de la prensa satírica y humorística. Hasta el 17 de enero

Joan Cardona i Lladós (Barcelona 1877-1958) fue uno de las artistas con más renombre y de fama internacional durante su estancia en París. Colaboró como ilustrador en un gran número de revistas de principios del siglo XX, entre las que destacan las publicaciones francesas Gil Blas, L’Assiete Auburre, Le Frou-frou, Le Rire, Sans-Gêne; las revistas catalanas y españolas L’Esquella de la Torratxa, La Il·lustració Catalana, El Gato Negro, Forma e Hispania; las publicaciones alemanas Jugend y Lustige Blätter.

Sus obras se pueden ver en museos de prestigio nacional e internacional, como el Museo del Prado, Museu Nacional d’Art de Catalunya (MNAC), Museo Carmen Thyssen-Bornemisza o el Museo de Orsay.

Sobre estas líneas, dibujo de Joan Cardona. Arriba, de izquierda a derecha, los artistas catalanes Joan Cardona (izquierda) y Xavier Gosé (derecha), retratados en el barrio de Montmartre con la basílica del Sacré-Coeur al fondo, en un dibujo del año 1906 realizado por Ricard Opisso, y Género parisién, publicado en L’Esquella de la Torratxa, núm. 1245, 14 de noviembre de 1902, carboncillo y pastel sobre papel 42 x 32,5 cm.

Ahora y bajo el título Joan Cardona. El glamour de la Belle Époque, la galería de arte Gothsland de Barcelona dedica una exposición exclusivamente a su etapa parisina, conmemorando así el 140 aniversario del nacimiento de un artista que fue uno de los grandes dibujantes de la prensa satírica y humorística del París de la Belle Époque.

La muestra reúne una cuidada selección de más de 25 obras creadas entre los años 1898 hasta 1909, que se corresponde con su etapa parisina, un período donde se fraguó y alcanzó gran fama internacional. Todo un recorrido por sus acuarelas, guaches, pasteles y carteles, entre las que destaca Au bar, un dibujo en blanco y negro realizado en carbón, cera, acuarela y guache sobre papel publicado en Le Frou-frou en junio de 1905.

Ilustración publicada en blanco y negro en Le Frou-frou en junio de 1905, titulada Au bar, carbón, cera, acuarela y guache sobre papel, 1905, 45 x 35 cm,

Además hay que destacar el catálogo que ha publicado esta galería de la vida y la obra de Cardona. Un trabajo de “redescubrimiento” que ha llevado cuatro años de investigación y que en palabras del galerista Gabriel Pinós, ha sido posible también “gracias a la colaboración de Laura Casal-Valls, doctora en Historia del Arte y especialista en la historia del vestido; Pau Medrano Bigas, experto en cartelismo publicitario, y Eliseu Trenc Ballester, historiador del arte y profesor de literatura hispánica, especializado, particularmente, en el Modernismo catalán. De este modo, esta publicación, dividida en cuatro bloques: Aprendizaje (1894-1899), Formación (1900-1902), Fama y apogeo (1903-1914), periodo en el que se centra esta muestra, y Consolidación (1915-1950) permite documentar la obra del artista, hasta día de hoy, muy poco estudiada”.

En la mayoría de sus dibujos se puede observar cómo las figuras femeninas llevaban complementos como colgantes y sortijas de colores en todos los dedos. Como afirma, Laura Casal-Valls: “A menudo, cuando observamos, con la distancia temporal que impone la historia, una imagen del pasado, bien sea una fotografía, un dibujo, una pintura o un grabado, una de las cosas que más nos sorprenden es precisamente cómo van vestidos los personajes que aparecen. Y es que el vestir, la moda, es uno de los factores que mejor representan el paso del tiempo.”

Noche de baile, h. 1904, carboncillo y acuarela sobre papel, 40,5 x 26,5 cm.

A su vuelta a Barcelona, Cardona cambió la temática parisina por un estilo más folclórico y pintoresco, conocido como escuela castellana, donde las gitanas, majas y la mujer en general eran el elemento predominante en esas pinturas, que gozaron de gran éxito comercial.

Su vida en París

Tras cursar estudios en la escuela de Bellas Artes de La Llotja y la Academia Baixas, Joan Cardona se dirige en 1900, como muchos otros artistas españoles, a París, donde permanecerá hasta 1914, año en el que estalla la Primera Guerra Mundial.

Como comenta en el catálogo Eliseu Trenc Ballester, una de las cosas que más sorprende de su vida en la capital francesa es que apenas se relacionara con otros compatriotas ni con la famosa “banda” formada por Picasso, Pichot o Canals, sobre todo si tenemos en cuenta que habitaban en el mismo barrio, Montmartre, como lo prueba el hecho de que nunca se le haya mencionado en la profusa bibliografía sobre el maestro malagueño y el Bateau-Lavoir.

Un descanso en la terraza, h.1904, acuarela sobre papel, 36 x 25 cm.

Tampoco parece que tuviera mucha relación con el grupo de artistas catalanes que vivía en Montparnasse, como Casanovas o Xavier Gosé, algo muy curioso si tenemos en cuenta que este último artista trabajaba de 1901 a 1098 para muchas de las revistas en las que colaboraba Cardona, como Le Rire, La Vie en Rose, Le Frou-frou, La Caricature, Sans-gêne o La Vie Parisienne.

Como comenta Trenc Ballester, si bien ambos empiezan con la temática del flamenco, muy de moda en el París de esa época, Gosé abandonará pronto este género para dedicarse al tema de la mujer, sobre todo las prostitutas, Cardona en cambio alternará tanto el tema del flamenco como el de la mujer galante protegida.

Dibujos de Joan Cardona para la revista Frou-frou.

“Lo que más sorprende es el gran parentesco estilístico existente entre los dos artistas catalanes. En estos dibujos de prensa se da a menudo una composición en diagonal japonizante, habitualmente con una pareja en primer término, aunque encontramos una diferencia, mientras a Gosé le gusta dejar unos fondos vacíos que ponen de relieve a los personajes del primer término, Cardona prefiere poblar los fondos de personajes secundarios, que aportan los ambientes de los lugares de ocio donde sitúa sus escenas”, añade Trenc Ballester.

También encontramos el mismo refinamiento de colores pastel en ambos artistas. Un paralelismo entre ellos que se mantendrá a lo largo de los años, aunque con algunas diferencias. Lo dos colaboran en la revista Mundial Magazine de Rubén Darío en los primeros años de la década de 1910, donde Cardona se dedica a la temática flamenca y Gosé más a estampas galantes con cierto toque parisino. Vuelven a coincidir en Elegancias, donde los dos realizan figurines de moda femenina, o en la revista Jugend, publicada en Múnich entre 1909-10.

La última “Robe-pantalón”, dibujo de Joan Cardona, suplemento Elegancias, 1 de mayo de 1911.

Cardona se casó enseguida y quizá fuese ese el motivo de su “aislamiento” de la vida bohemia parisina, aunque sí que se integró en el grupo de los dessinateurs humoristes. Félix Juven, el director de Le Rire, asociándose con la Société des Dessinateurs Humoristes, creó en 1907 el primer Salon des Humoristes, en el que Cardona participó en 1908 y 1910. Además, le podemos ver en una foto publicada en la revista Je Sais Tout (15 de junio de 1910), titulada “Quelques humoristes”, junto a los principales dibujantes satíricos del grupo, Capiello, Roubille, Abel Faivre, Albert Guillaume, Sem, Galanis, Willette, Léandre, Poulbot o Steinlen.

A pesar de vivir en Francia, Cardona no perdió nunca el contacto con el mundo artístico barcelonés y colaboraba en las revistas El Gato Negro, La Ilustración Catalana, Hispania y Forma. Cuando regresó a Barcelona, en 1914, pudo integrarse en el mercado artístico barcelonés, con su estilo folclórico y pintoresco, etiquetado como Escuela Castellana, a base de gitanas y majas, con exposiciones individuales primero en la Sala Parés (1925 y 1926) y después en las Galerías Layetanas (1935 y 1936), así como toda una serie de exposiciones colectivas en esos mismos años.

Retrato de Joan Cardona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*