La huella de Yves Klein en Madrid

yves_klein.jpg

Bajo el título Ciclo Klein, la Casa Velázquez y CRUCE dedican desde el 5 y hasta el 28 de abril un proyecto múltiple a partir de la relectura realizada por artistas de esta residencia francesa sobre el legado conceptual del artista en su paso por Madrid en la década de los cincuenta. Las actividades, exposición, charlas y conciertos, tendrán lugar en el espacio CRUCE (C/ Doctor Fourquet, 5, Madrid)

Entre los artistas de la vanguardia francesa de posguerra, la figura de Yves Klein (Niza, 1928-París, 1962) sigue siendo, hoy en día, una de las más destacadas. El impacto internacional que tuvo a partir de los años cincuenta y la fuerza rompedora de su obra han llegado casi intactos hasta nosotros y continúan inspirando a nuevas generaciones de artistas. Esta huella, tan viva como duradera, impulsa este Ciclo Klein que presentan la Casa de Velázquez y CRUCE este mes de abril.

Sobre estas líneas y arriba, perfomance de Yves Klein.

Los inicios de la actividad artística de Yves Klein se sitúan en la ciudad de Madrid, a partir de dos estancias realizadas en 1951 y en 1954 en calidad de maestro de judo. El salto que Klein realizó en esos años hacia el terreno del arte conforma uno de los enigmas más sugerentes de un artista cuyo nombre evoca de inmediato sus célebres pinturas monocromáticas y sus antropometrías.

Sin título, por Lucile Piketty, 2018, monotipos, series de huellas.

A partir de una serie de documentos que dan cuenta del paso de Klein por Madrid, tres artistas residentes de la Casa de Velázquez exponen ahora obras inéditas que exploran las distintas facetas de este referente del Nuevo Realismo.

Cada uno de ellos, desde su propia perspectiva, pone de relieve la existencia de un continuum, bien sea este formal o conceptual, a partir de la interpretación artística de la obra de Klein. Con ello, la exposición que centra el Ciclo Klein formula un doble propósito: dar a conocer el trabajo de tres jóvenes artistas –Frédéric Dialynas-Sanchez, Javier Palacios y Lucile Piketty– e investigar la multitud de formas en la que se expresa el legado de Yves Klein.

Yellow Soul Sponge, por Javier-Palacios, 2018. óleo y acrílico sobre tabla, 195 x 146 cm.

En consonancia con las líneas de investigación y producción artística compartidas por CRUCE y la Casa de Velázquez, el Ciclo Klein se despliega a otros terrenos explorados por el artista. Así, de la mano del colectivo maDam y otros músicos invitados, el ciclo propone tres conciertos, los días 12, 19 y 26 de abril, en los que se interpretará la Symphonie Monoton-Silence, la única obra musical entre toda la producción de Klein, concebida como el equivalente sonoro de sus pinturas monocromáticas.

Instalación en proceso todavía de realización de Frédéric Dialynas Sanchez.

Asimismo, el Ciclo Klein se completará con una serie de encuentros y charlas que acompañarán la muestra, con el fin de abrir debates teóricos sobre lo contemporáneo, su creación y su crítica. Entre ellos, el día 21 de abril tendrá lugar un debate sobre la figura de Yves Klein y su paso por Madrid entre los expertos Nicolás Morales (director de Estudios Científicos de la Casa de Velázquez) y Javier Arnaldo (catedrático de Historia del Arte de la Universidad Complutense de Madrid) moderado por Irene López Arnaiz.

Las actividades del Ciclo Klein –exposición, charlas y conciertos– tendrán lugar en el espacio CRUCE (C/ Doctor Fourquet, 5, Madrid) desde el jueves 5 de abril hasta el sábado 28 de abril.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*