Los gemelos Santilari: los virtuosos de los pinceles

abrir-bodegon.jpg

Después de ocho años vuelven a exponer en la Galería Artur Ramon de Barcelona, y lo hacen con la muestra La otra luz, una relectura moderna de temas clásicos como las naturalezas muertas o los paisajes. En todo este tiempo transcurrido, Josep y Pere han indagado con nuevas técnicas y han incorporado temas a su repertorio, como las vanitas, y su obra ha ganado en madurez y solidez. Hasta el 25 de abril

En el otoño de 2008 Josep y Pere acudieron al Espai Volart de la Fundación Vilas Casa de Bacelona con Realismo contemporáneo, su primera retrospectiva, y dos años después, tuvo lugar la segunda en el Museo de Badalona; la última monográfica en Madrid ha tenido lugar el pasado año. Y en el ámbito internacional, en Londres en 2014; Nueva York, 2011, Zúrich (2014) y París (2013 y 2014), y desde 2009 han estado presentes en el Salón del Dibujo de París y desde 2010 en Tefaf-Masstricht con el galerista Artur Ramon.

Ell@, de Josep, 2008-2209.

Ell@, de Josep Santilari, 2008-2009. Todas las imágenes, cortesía de la galería Artur Ramon.

No solo comparten con Antonio López la pintura realista, al igual que el pintor manchego fue inmortalizado en el celuloide mientras trabajaba en el cuadro de El membrillo por Víctor Erice, los gemelos han sido los protagonistas del documental El Cuadro, de David Trueba, que narra el proceso creativo y de trabajo durante un año (de 2008-2009) de Ell@, un lienzo de gran formato en el que Josep retrata a una joven desnuda, adormecida, con un ordenador a sus pies, y que no se termió de rodar hasta que el cuadro fue vendido. ¿Pero por qué el director de cine eligió a estos artistas para su trabajo? Todo empezó cuando David Trueba eligió una obra de ellos para la cubierta de su libro Saber perder (Anagrama). El documental se estrenó en el MNAC de Barcelona y luego ha recorrido otros museos, como el Thyssen-Bornemisza de Madrid.

Preludi, de Josep Santilari,  óleo sobre tela, 2014.

Preludi, de Josep Santilari, óleo sobre tela, 2014.

La relación entre Josep y Pere Santilari y Artur Ramon se remonta a 1985, cuando les descubrió y les compró toda su obra, en unos momentos además difíciles para los gemelos. Desde entonces su relación ha sido estrecha, como la que debe ser entre un galerista a la vieja usanza y sus artistas, siempre apoyándoles y luchando por conseguir la visibilidad y el reconocimiento a su trabajo. Y, desde luego, lo ha conseguido, porque como dice Artur Ramon “en estos más de ocho años que van desde la exposición anterior a esta de ahora hemos vendido casi cien obras suyas, que han ido a parar a los mejores coleccionistas europeos y en algunas instituciones de la importancia de la National Gallery de Washington”.

Bodegón, lápiz.

Bodegón, de Josep Santilari, lápiz.

Pere y Josep Santilari (Badalona, 1959) son dos pintores, que además de ser hermanos gemelos, han compartido el mismo taller y los mismos intereses creativos o pictóricos, lo que a veces ha propiciado que trabajen codo con coco, o mano a mano, sobre la misma obra. Otras, en cambio, cada uno realiza su propio cuadro. Aunque comparten muchas cosas en común, sí que hay un rasgo diferenciador, a Josep le interesa sobre todo la figura y a Pere el paisaje y en el bodegón vuelven a confluir.

La ciudad dibujada III, de Pere Santilari, 2012, óleo sobre tela.

La ciudad dibujada III, de Pere Santilari, 2012, óleo sobre tela.

Como ellos mismos dicen, son lentos trabajando, son muy perfeccionistas, no tienen prisa por acabar una obra, siempre buscando el matiz exacto, el tono, el color que más se ajuste al modelo, lo que se resume, simplemente, en buscar la perfección absoluta. Como muchos entendidos afirman, los gemelos Santilari son las figuras más destacadas, junto a Antonio López, del realismo español.

Bodegón, de Pere Santilari, lápiz, 2014.

Bodegón, de Pere Santilari, lápiz, 2014.

La otra luz, la exposición que se puede ver hasta el 25 de abril en la galería Artur Ramon, muestra una obra más madura, más sólida, más depurada, “su trabajo también ha ido madurando con ellos y ha cristalizado, pasando de los fondos claros a los oscuros y indagando en temas y técnicas nuevos. Esta es la misión del artista contemporáneo: absorber la tradición para decir algo nuevo. Ellos han buceado en el repertorio de la naturaleza muerta, han buscado imágenes y paisajes y explorado la figura, al tiempo que han incorporado variantes como las orquídeas y muy especialmente las Vanitas, reflexión sobre un tema clásico a partir de una mirada moderna”, comenta el galerista del trabajo de Josep y Pere Santilari,

Una exposición que no hay que dejar de ver, imprescindible, y para los que no vivan en Barcelona, mostramos aquí una pequeña selección de las obras de La otra luz.

Ángela SANZ COCA

One Reply to “Los gemelos Santilari: los virtuosos de los pinceles”

  1. claraschorr@gmail.com dice:

    Desde que vi la exposición de Badalona estoy impresionada por la pintura de los hermanos Santilari. Son de lo mejor ( a mi parecer ) que hay hoy en día en pintura realista

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

scroll to top