La belleza del blanco y negro

OUKA-LEELE.jpg

El Centro Cultural Vicente García de San Clemente (Cuenca) muestra 56 fotografías de más de 50 fotógrafos españoles que forman parte de la Fundación Antonio Pérez. Un proyecto del laboratorio Espacio Raw que nació con la idea de dar a conocer las técnicas de revelado. Hasta el 23 de abril

Organizada por la Fundación Antonio Pérez, la exposición Colección Espacio Raw. Auténtico blanco y negro que acoge el Centro Cultural Vicente García de San Clemente (Cuenca), muestra un total de 56 fotografías de más de 50 fotógrafos españoles de gran reconocimiento, como Isabel Muñoz, Manuel Viola, Ouka Leele, Joan Tomás, Juan Barte, Andrea Santolaya, Cano Erhardt, Rafa Sámano, Roberto Sánchez, José Antonio Pascual, Concha Casajús, Elisa González, Nicole Herzog, Kike Aspano, Amador Toril, Tate Velasco o Ana de Miguel.

Sobre estas líneas, fotografía de Luis Baylon. Arriba, obra de Ouka Leele.

Se trata de un proyecto o recorrido organizado por el laboratorio fotográfico Espacio Raw con Amador Toril y David López Espada al frente, que tiene dos objetivos básicos, el primero dar a conocer al público las técnicas más innovadoras de revelado y, por otro lado, mostrar el trabajo de los fotógrafos y artistas plásticos más internacionales y punteros del panorama español.

Fotografía de Joan Tomás.

Tras su inauguración en mayo de 2014 en la Central del Diseño del Matadero Madrid, su paso por la Sala “La Encarnación” de la Diputación de Zamora y Segovia Foto 2015 en el Palacio de la Allhóndiga, esta muestra llega ahora a San Clemente para posteriormente llevarse de forma íntegra al Museo de Fotografía de la Fundación Antonio Pérez en Huete.

Del mismo modo, hay que destacar la importancia que en esta exposición tiene, como ya hemos comentado, el trabajo de revelado llevado a cabo en Espacio Raw. Un excelente y minucioso proceso en el que se han utilizado dos técnicas fundamentales:

Obra de Isabel Muñoz.

IMPRESIÓN GLICLEÉ CON TINTAS DE CARBÓN. Un proceso por el cual las imágenes se imprimen con tintas cien por cien de pigmentos de carbón con seis tonos diferentes de gris y negro, que dan como resultado una extensa gama de grises y unos negros profundos con detalle. Ampliando el DMAX que se obtiene con los pigmentos convencionales. Además se consigue un incremento significativo de la definición de la imagen.

Fotografía de Cristina Otero.

La impresión se realiza con un RIP creado específicamente para trabajar con este proceso que aumenta considerablemente la profundidad de los tonos. Estas tintas, combinadas con papeles de alta calidad, brindan características excepcionales de permanencia. Duplicando el tiempo indicado de las tintas de color comerciales. Alcanzando una durabilidad de doscientos años.

COPIAS SOBRE PAPEL DE GELATINA DE PLATA A PARTIR DE ARCHIVOS DIGITALES. Procesado de un archivo RAW para conseguir la máxima escala tonal creando una curva específica para la creación de negativos para realización de copias en papeles de gelatina de plata por contacto.

Con estos procesos se obtiene copias de máxima calidad para la obra de autor seriada. Consiguiendo igualar tiradas y ofreciendo copias de máxima durabilidad muy apreciadas por galeristas y coleccionistas de arte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*